Textos Fugaces 1.0

dscn0633

Como una llama de luz resplandeciente, despuntaba a medio día la esperanza en mi corazón, enmarcada en ese único refugio pulcro, en ese girasol y tal como la llama se fue sofocándose se fue apagando dentro de mi corazón, así fuese marchitando la flor lentamente y por secciones hasta quedar el corazón del corazón, que fue lo único que me mantuvo aletargado en este espasmo de vida.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s